viernes, 5 de septiembre de 2014

POESÍA: ENTRE LA MÚSICA Y EL RUIDO

Completando las anteriores entradas en relación al mundo de la semiótica y de la poesía, del ensayo Arqueología de un instante, ofrecemos, para la sección de Pensamiento, la parte titulada Poesía: Entre la música y el ruido.



Poesía, entre la música y el ruido, Francisco Acuyo, Ancile




POESÍA: ENTRE LA MÚSICA Y EL RUIDO





Poesía, entre la música y el ruido, Francisco Acuyo, Ancile



SERÍA, A NUESTRO JUICIO, en el ámbito de la expresión poética en donde puedan apreciarse, más allá de las apariencias superficiales de la palabra (hablada o escrita), las propiedades profundas del lenguaje y también del fenómeno literario. 
Los códigos escogidos por el poeta para transmitir su mensaje se manifiestan en buena parte de sus intentos, acompañados de un cierto ruido, y esto de manera tal que, cuando alcanza a ser descifrado  por el potencial receptor va, no obstante, a permitir mantener su estructura y forma originales.47 De esta manera se intenta reducir la libertad permitida al receptor mediante maneras (formas)  singulares (sintaxis específica, metro, tropos...), sin embargo, una buena clave poética garantiza que el transmisor cuente con toda la libertad posible, mas considerando las normas y principios  que lo sustentan como lenguaje especial. Desde aquí podemos valorar acaso con mayor objetividad  aquello de que lo que se puede decir 48 es de mayor interés que aquello que en realidad se dice, pues  pone en evidencia que aquello que sabe el poeta mantiene acaso de forma latente su(s) significado(s),  y no de forma manifiesta para una interpretación literal del poema. Nos parece que el receptor, para su mejor comprensión, debe dar un sentido al mensaje y quitarle el ruido y remitirlo en su forma original, no aleatoria. 

 La polisemia y la ambigüedad se presentan como el ruido que oscurece el sentido de(l) (los) mensaje(s) y cuya distorsión cabe sintonizarla en base a la estructura compleja y profunda del lenguaje poético. Que reconozcamos que la ley gramatical es precisa para establecer un orden en la aleatoriedad que posibilita el uso del lenguaje, no significa que la sistemática de dicho código no ofrezca la posibilidad de la elección de otras gramáticas posibles, aunque sujetas a la restricción que 49 Pensemos que será en el lenguaje que posibilita la expresión poética donde mejor cabe observarse la posibilidad de un conocimiento apriori50 que no niega la experiencia sensible, pero que da cuenta de una facultad que no tiene por qué estar vinculada a una experiencia particular.la ordena frente al azar, y que se codifiquen de manera universal.

 El lenguaje poético, en las ocasiones capitales de la alta poesía, aporta desde dentro (no tanto desde fuera) ese talante universal y necesario propio del instinto poético que es preciso para la creación artística; y es que la poesía ofrece un conocimiento incomparablemente más complejo que el ofrecido por el estrictamente empírico. Será en poesía donde podamos constatar singularmente la desproporción en la cantidad de información capaz de generar (y materializar en el lenguaje poético) la mente del poeta respecto de la que puede proporcionar el habla, y que se justifica de manera no contingente, sino necesaria.

 Para posibilitar y, sobre todo, hacer entender esta perspectiva, es obvia la necesidad de un esfuerzo de abstracción importante, pues buena parte de sus principios habría que deducirlos de constructos netamente mentales, y es que, en poesía, como acaso en otras formas de aprehender el mundo (en matemáticas), se posibilita el sueño de integrar la apariencia de la Realidad de la Experiencia y la Realidad del Ser.51 Precisamente será en el ámbito (¿infinito?) al que invita el verdadero poema en donde se contemple con mayor claridad que el lenguaje es un espejo de la  mente.52




                                                                                             Francisco Acuyo



Notas.- 


  46 Chomsky, N.: Syntactic Structures, La Haya, Mounton, 1957.
47 Campell, J.: ob. cit. notas: 38 y 42.
48 Chomsky, N.: ob. cit.  nota 46
49 Chomsky, N.: ob. cit. notas 46 y 47.
50 Kant, E.: Crítica de la razón pura, Espasa Calpe, Madrid, 1971.
51 Einstein, A.: Citado en  Gerald Holton, en Thematic origins of scientific thought. Cambridge, Mass, Harvard University Press, 1973.




Poesía, entre la música y el ruido, Francisco Acuyo, Ancile


1 comentario:

  1. Música dada en palabras, poder de sugerencia para que el lector realice su sueño del poema. Gracias por el regalo de tu sabiduría, amigo. Un abrazo.

    ResponderEliminar